Proyectos, instituciones y ciudades mediadoras

Reconocimiento de ciudades e instituciones mediadoras

Desde el mismo año en que se constituyó el Foro Internacional de Mediadores Profesionales de Loyola, uno de los principales proyectos, al aglutinar a mediadores de más de 20 países del mundo, fue el de reconocer a aquellas instituciones públicas o privadas que apostaran por la mediación y la “cultura del acuerdo”.

Para establecer de manera científica y práctica de la excelencia de los servicios de mediación de cualquier ámbito en nuestras ciudades, así como de instituciones que destacan por su apoyo a la mediación en todos los sectores, tenemos que partir de una definición de buena práctica. Podemos decir que es:

«La experiencia práctica probada que, por comparación con otras, refleja mejores resultados que implican una transformación positiva a través de la introducción de elementos innovadores y cuya metodología es susceptible de ser reproducida, siempre que se adapte a cada ámbito y contexto.”

Respecto a los criterios en los que se basa una buena práctica, consideramos que dependen siempre del ámbito en el que se trabaja,  siendo importante que será mejor práctica en la medida en que se acerque a los criterios de referencia establecido por los expertos en el ámbito, que a nuestro caso es la mediación como método de gestión de conflictos en nuestras ciudades y entidades.

Sello de calidad para una ciudad o institución mediadora

Las claves que habrán de mostrar y, sobre todo, tener en cuenta los evaluadores de FIMEP para los solicitantes del sello de calidad de convivencia, tanto de ciudad como institución mediadora, que reconoce a las instituciones públicas o privadas, deben girar en el respeto de los siguientes principios básicos que los servicios han de tener en sus objetivos:

  • Tipo de servicio y el desarrollo, así como expansión si se trata de una institución.
  • Realizar un abordaje de los asuntos desde el ámbito psico-juridico-social.
  • Tratamiento individualizado.
  • Atención de casos de forma integral y flexible.
  • Firma de contrato de confidencialidad y reserva de las partes.
  • Voluntariedad.
  • Interdisciplinariedad.
  • Profesionalidad.
  • Universalidad.
  • Perspectivas de permanencia en el tiempo.

Para ello, las entidades solicitantes deberán también aportar datos de enorme interés, como el impacto social producido con la implantación de un servicio; la coordinación del programa que hayan implantado; la sostenibilidad en el tiempo del servicio; el fortalecimiento de la comunidad en cuanto a datos estadísticos y, por último, la innovación y posibilidad de transferencia del proyecto ejecutado para ser aportado a entidades que lo necesiten.

Con estos criterios, el Foro Internacional de Mediadores Profesionales elabora un informe con diferentes ítems relacionados con el fomento, el impacto producido, la supervisión, el enfoque, aí como los elementos innovadores y de futuros que lleve a cabo la institución.

Una vez realizadas las evaluaciones, el Comité tiene la potestad para otorgar el Título de Calidad de Ciudad o Institución Mediadora o, en su caso, enviar un informe a la solicitante para la ampliación o nueva remisión de datos que sean necesarios.

Año tras año, con estos criterios, la Junta Directiva de FIMEP ha ido otorgando dicho distintivo y podemos decir con mucho orgullo que, al día de hoy, se consiguió dicho sello a varias entidades internacionales, siendo una cita continua con los criterios de calidad, dado que la convocatoria es extemporal, estando abierta de forma permanente.

Ciudades e instituciones mediadoras

Entidades acreditadas al día de hoy como:

  • La ciudad de Sevilla (Excmo. Ayuntamiento).
  • La Federación Argentina de Consejos Profesionales de Ciencias Económicas.
  • La ciudad de Neuquen (Gobierno de la Provincia).
  • La ciudad de Salta (Gobierno de la Provincia).
  • La Universidad Nacional Tres de Febrero.
  • La Federación Mexicana de Colegios de Abogados A.C.
  • La ciudad de Castellón (Excmo. Ayuntamiento).
  • Colegio Alemán de Sevilla.
  • Instituto de Enseñanza Superior Mediterráneo de Málaga.

Seguiremos trabajando desde FIMEP por un mundo mejor.

Francisco Javier Alés

Francisco Javier Alés

Abogado, Mediador y Profesor de Loyola Executive Education. Director del Diploma del Especialización en Mediación y Gestión de Conflictos, Director del Foro Internacional de Mediadores Profesionales y Director de la Escuela Sevillana de Mediación. Conferenciante y ponente en numerosos foros y universidades. Coautor del Libro "La Magia de la Mediación".

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *