El vaso, ¿medio lleno o medio vacío? Tú decides

La actitud en mediación es importante para profundizar en las intenciones y necesidades del mediado y que vea una oportunidad donde hay un problema.

Hace más o menos un año escribía en el blog sobre los “vampiros emocionales”. Esas personas que, siendo importantes en tus relaciones y en tu entorno, lo ven todo negativo y, en un momento dado, cuando dialogan contigo observas una enorme negatividad, que muchas veces hace que tú mismo cambies percepciones, veas no tanto que “está lloviendo” como “lo molesta que es la lluvia”.

Pues hoy, que comenzamos un nuevo curso académico, me gustaría hablaros de aquellas personas que ven el “vaso medio lleno o medio vacío”.

La actitud en mediación

Cuando hablamos de ello, lo que valoramos es la “actitud de las personas” ante circunstancias que la vida pone en el camino. Por eso, en mediación es importante valorar la actitud. Tu puedes estar muy posicionado en tus pensamientos e ideas, pero los expertos en mediación profundizaremos en tus “intenciones” y “necesidades” para que intentes ver una oportunidad donde ves un problema.

Con ello, también nos referimos a las personas pesimistas u optimistas, según veas el vaso y, por tanto, en «¿qué valorarías más?» Aquello que tienes o aquello que quieres conseguir porque te falta. Todo depende de ti.

En ningún caso diremos que unos u otros están equivocados. Lo que intentaremos es que, a través de la mediación, sean más los que vean el vaso lleno que vacío. Y ¿por qué? Todo es relativo, pero sobre todo es importante ver una oportunidad. Nuestra imagen creativa nos hace ver, por ejemplo, que un vaso medio lleno de agua tiene la otra mitad medio llena de aire. Siempre es importante abrir la mente y ver más allá de lo que todos ven. Solo así podremos ayudar a las personas a salir de un callejón sin salida.

Al hablar del aire que contiene el vaso, estamos dándole la importancia que tiene, aunque no lo veamos. Tened en cuenta que respirar es lo único que el ser humano hace inconscientemente una y otra vez y nunca podemos dejar de hacerlo, pero al ser obvio no le prestamos atención. De ahí que, hoy en día, tantas técnicas nos ayudan a ser conscientes y respirar profundo, para cambiar el aire de los acontecimientos.

Valorar el ‘vaso medio lleno o medio vacío’

Pero no me gustaría terminar este artículo sin haceros las siguientes preguntas: ¿Hay que elegir? ¿Es necesario pronunciarse entre  una visión buena y otra mala? Posiblemente no. En mediación, sabemos cómo encontrar aquello en lo que confías y que te hará caminar porque a buen seguro te irá bien en el futuro, si me permites acompañarte.

Pero también hay que considerar la parte del “vaso medio vacío”, que nos llevará a pensar que puede ir mal en el futuro y preparar las alternativas para un acuerdo justo, equitativo, estable y duradero. Las famosas “4 patas” que sustentará la solución a la que lleguemos.

Por eso queridos amigos, no olvidemos la actitud, la esperanza y la prudencia y valorar el “vaso medio lleno o medio vacío”.

Francisco Javier Alés

Francisco Javier Alés

Abogado, Mediador y Profesor de Loyola Executive Education. Director del Diploma del Especialización en Mediación y Gestión de Conflictos, Director del Foro Internacional de Mediadores Profesionales y Director de la Escuela Sevillana de Mediación. Conferenciante y ponente en numerosos foros y universidades. Coautor del Libro "La Magia de la Mediación".

One thought on “El vaso, ¿medio lleno o medio vacío? Tú decides

  1. Si observas que una persona que ve su vida como un vaso medio vacío, por qué así lo expresa, cuando en realidad ese vaso tiene la misma cantidad de agua que de aire, está a medias,está lleno, pero no lo expresa como medio lleno, lo hace como medio vacío, es decir desde una perspectiva negativa, hay que intentar transformar su mirada , dar un giro a su punto de vista…hacerle ver que es lo mismo, que el peso de la palabra, lleno o vacío, va a pesar mucho en su comportamiento y en su capacidad de cambio, tan solo será posible la transformación si logra esa visión desde el medio lleno, medio lleno una parte de agua y la otra no hueca, si no de aire, ese aire necesario para coger fuerza e ir llenando el vaso, todo es un equilibrio que permita estar a flote, surfeando sin hundirte y sin ahogarte.
    Es importante transformar la visión a un puesto de vista positivo que permita poner en marcha el engranaje de la transformación del cambio hinchando pulmones con el aire de ese vaso, no es un aire inútil.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *